hipoteca
septiembre 17, 2021

¿Qué tener en cuenta antes de firmar una hipoteca?

Por admin

El sector mobiliario español ha experimentado una recuperación considerable con respecto al año anterior. Desde inicios del presente año 2021 son varias las instituciones bancarias nacionales que han concedido préstamos particulares que suman un total de 30.000 millones de euros. Esta es una cifra considerablemente alta y que no se había visto con anterioridad, a excepción del año 2010. Estas son señales que indican que el sector inmobiliario ha tenido un crecimiento positivo. 

Por consiguiente, dada la recuperación de este sector económico, se espera que en lo que queda de pandemia sean más los españoles que tengan la posibilidad de adquirir una vivienda propia. Pero los precios aún se mantienen estables, prácticamente cercanos a las sumas estimadas durante el período en el cual ocurre la crisis sanitaria. Significa que desde inicios del año 2020 los precios son similares a los de esta fecha, pero incluso han aumentado un pequeño margen. 

¿Qué necesitan los compradores?

Para la adquisición de una vivienda el comprador debe contar con un ahorro de aproximadamente del 35% con respecto al valor de inmueble que se desea adquirir. Esta estimación se hace teniendo en cuenta que generalmente los bancos solamente conceden préstamos que tengan un valor máximo del 80%. Toman como referente el Valor de la tasación total de la vivienda para la cual se financia la compra. Además, el 20% restante se destina a los ahorros, pero también se suma un 15% para el pago de impuestos. 

Siempre se recomienda que los compradores deben ser honestos con respecto a su capacidad financiera. No solo se trata de la adquisición del inmueble, sino también de poder hacer frente a los pagos mensuales que va a generar por concepto o de la hipoteca. Los economistas y expertos en este tema suelen fijar un porcentaje equivalente al 30% de los ingresos totales mensuales. Esta es la cifra que no debe superarse cuándo buscamos comprar una vivienda. 

Para que la economía de la familia no se desestabilice debemos solamente restar de ese total el 30%. Es una manera de prevenir que podamos hacer frente a otros gastos que también son importantes para el bienestar de la familia. gastos cotidianos que incluye en el pago de alimentos, servicios básicos y de transporte, pero también hay que dejar un porcentaje que esté destinado al ahorro o al pago de posibles imprevistos médicos. 

Analizar cuál es la hipoteca más conveniente

Antes de firmar una hipoteca debemos tener en cuenta que hay de varios tipos. Hay hipotecas fijas, hipotecas variables e hipotecas mixtas. Las hipotecas del tipo fijo son aquellas cuya cuota mensual la debe pagar el titular y se mantendrá vigente durante todo el período establecido para el préstamo. En promedio en la mayoría de las hipotecas España las observamos un margen de tiempo de 20 y hasta 30 años. 

Se podría decir que éste es el tipo de hipoteca más tradicional y el que es más conocido. Se trata de un pago que se hace de mes en mes, se sigue el mismo procedimiento o hasta que finalmente se liquida la deuda. Pero se hace dentro del plazo de devolución dispuesto en el contrato. Es posible cambiar los términos y las condiciones del contrato mediante el uso de la amortización. Este es un método en el cual se devuelve a la entidad financiera toda la cantidad pendiente a pagar por anticipado.  Asimismo, es posible devolver una parte o el total. 

En cambio, las hipotecas variables tienen cuotas que van variando dependiendo del índice de referencia. En el caso de España está referencia es el euribor, cuyo valor fluctúa cada seis o doce meses. Significa que sea este referente sube o baja también lo va hacer la cuota mensual que debemos pagar.