gestores automáticos
junio 2, 2022

Gestores automatizados en caída libre

Por admin

Desde 2016, estos gestores habían hecho su aparición en España. Esta alternativa apuntaba a una disrupción en la manera en que se hacían los fondos de inversión. Una peculiar manera de manejar las inversiones: lo hacían de manera automatizada. Esta faena la llevaban a cabo con cartera de fondos indexados, siempre a muy bajo precio. Al principio, ganaron gran cantidad de clientela. Sin embargo, su cénit duró muy poco tiempo. En la actualidad, han acumulado pérdidas por 12 millones de euros.

¿Cuáles eran los principales gestores automatizados en España? Las firmas y plataformas Finizens, Finanbest, inbestMe e Indexa Capital. Solamente la última ha logrado mantener beneficios. El resto apunta muchas pérdidas. Quizás, el caso más notable es el de Finizens: desde su aparición, ya ha tenido pérdidas por 5.1 millones de euros. Por su parte, Finanbest dejó de tener ganancias en 2017, acumulando ya una pérdida de 3 millones de euros. Todo esto apunta a que los gestores automatizados no tendrán mucha duración.

¿Qué son los gestores automatizados y cuáles son sus características?

También son conocidos como “robo advisor”. Es la combinación de dos vocablos en lengua inglesa: robot y advisor (robot/asesor). Es un tipo de asesor financiero que realiza gestión online de las inversiones. No obstante, esta labor la realiza mediante algoritmos. Por supuesto, cuenta con la supervisión del equipo de expertos en el trabajo de invertir.

Su misión es hacer más fácil las carteras de inversiones personalizadas. Asimismo, permiten que las personas puedan delegar en estos algoritmos el trabajo de supervisar constantemente las carteras. De hecho, estos gestores automatizados hacen prácticamente todo:

  • Un plan de situación y objetivos a alcanzar.
  • Optimizar la cartera de manera continua.
  • Aprende las necesidades del cliente, localizando las inversiones más convenientes.
  • A diario supervisa el estado de las inversiones.

Es una opción que se vende con muchas ventajas. Por ejemplo, su coste es más económico que la asesoría personal de un experto en inversiones. Además, está pendiente las 24 horas de la situación de las acciones y dividendos.

Los primeros “robo advisors” se crean en el año 2008, en el escenario norteamericano. Permitían a las personas invertir de manera sencilla. Sobre todo, se diseñaron para ayudar a quienes no tienen ningún conocimiento del mundo de la inversión.

¿Cómo funciona un Robo Advisor?

Esta es una excelente pregunta. Los gestores automatizados recaban información del cliente para crear algoritmos. Cumplen su misión llevando a cabo tres pasos:

  1. El cliente debe llenar un test, en el cual debe indicar: sus objetivos financieros, conocimientos en el tema inversiones, su actual situación patrimonial y otros detalles.
  2. Con la información antes recabada, el gestor automatizado buscó la cartera de inversión adecuada.
  3. El gestor automatizado, luego, se encarga de todo. Hace las transferencias de capital, realiza balances periódicos y reporta los resultados.

En España, tuvieron una buena acogida al inicio. No obstante, se han venido desplomando paulatinamente. Infortunadamente, no parece que puedan despegar.

Los problemas de los gestores de inversión automatizados

El gran inconveniente es que, para ser rentables, necesitan un volumen de patrimonio inicial muy grande. Son económicos ya que tienen una comisión muy baja (del orden del 0.5% y hasta el 3%). Por lo tanto, los clientes prefieren otras alternativas para invertir su dinero. El gran problema en España es que la gente empezó a poner su dinero en estos actores. Luego, empezó a retirar su capital.

También, hay un detalle importante. Estos gestores automatizados carecen de la creatividad, pericia y astucia de las personas. Los algoritmos no se salen de determinadas pautas. Básicamente, estos algoritmos son conservadores. Se puede decir que los robo advisors jamás le ganan a una persona con habilidad para la inversión.

Finalmente, es de notar las características de los inversores en España. Muchos son jóvenes, que desean ser más arriesgados en sus iniciativas económicas. Hay que recordar que los gestores automatizados requieren saber de conectividad web, manejo de ordenadores y móviles. Esto es algo que más desempeña la población juvenil.